Con el correr de las horas, nuevos y escalofriantes detalles surgen en torno al asesinato de Fernando Báez Sosa, el joven de 19 años que fue golpeado hasta la muerte por un grupo de rugbiers a la salida de un boliche en Villa Gesell. Ahora, Walter Mercuri, el fiscal que entiende en la causa, reveló el insólito motivo que desató la pelea entre la víctima y los agresores que, minutos más tarde, lo asesinarían a la salida del local bailable.Leé tambiénCrimen en Villa Gesell: el fiscal dijo que los rugbiers que mataron a un joven «sabían lo que hacían»

En diálogo con TN, Mercuri describió el origen de la discusión como «una tontería». Según explicó, todo comenzó cuando, como consecuencia de la gran cantidad de personas que había en el establecimiento, «un amigo de Fernando rozó sin querer» a uno de los rugbiers y éste «se molestó».

«El chico reacciona mal y le pega una cachetada, aunque a él no le habían producido ningún tipo de lesión», continuó. Acto seguido, Fernando intentó separarlos, pero otro de los implicados lo golpeó y entonces empezaron los insultos y los empujones entre ambos grupos.

«En ese momento comenzó una pelea dentro del boliche que no tuvo mayor gravedad, porque enseguida intervino el personal de seguridad y los separó«, afirmó Mercuri. Luego, el joven de 19 años fue expulsado del boliche. Tras él salieron pacíficamente sus amigos y, después, echaron a los rugbiers.

TN

Comentar

Escriba su comentario
Ingrese su nombre