La ministra de Salud, Carla Vizzotti, consideró que todos los ciudadanos «vamos a tener problemas de salud mental» porque estamos en una pandemia de coronavirus y añadió, por tanto, que «no hay nadie que sea feliz en esta situación».

La funcionaria -reemplazante de Ginés González García– hizo esa consideración cuando fue consultada en el programa Desde el Llano, del canal TN, si creía que la falta de presencialidad escolar podía afectar la psicología de los niños.

«Usted seguramente suscribe la posición del Gobierno nacional de que los niños no tienen que ir a clases. ¿No hay daños psicológicos para los niños que tienen que estar encerrados en sus casas?», le preguntó el periodista Joaquín Morales Solá.

Vizzotti contestó: «El Gobierno nacional no suscribe que los niños no vayan a clases, sino que tiene como prioridad la educación y un trabajo muy fuerte en la educación virtual sin desconocer que el escenario ideal es la presencialidad pero que hay una pandemia».

Continuó sobre el foco de la pregunta: «Problemas de salud mental vamos a tener todos porque estamos viviendo una situación crítica, humanitaria, que no hay precedentes en el siglo. Los niños, por supuesto, es un problema grande… También los adolescentes que no tienen la posibilidad de generar las acciones de la adolescencia; o las personas mayores que tienen un componente en relación a su salud mental que es importante».

Amplió: «También las que se acaban de casar, las que tienen que salir a trabajar, las que solían viajar… La verdad es que todos vamos a tener problemas de salud mental, pero hay una pandemia».

Clarín

Comentar

Escriba su comentario
Ingrese su nombre